r
_

Embutido

 


En Hermanos Masa perpetuamos la tradición al utilizar la receta artesanal de adobo de la Abuela Felisa, una fórmula que no ha cambiado a través de los años… ni falta que hace. Cada una de nuestras variedades es todo un homenaje a los sabores honestos y auténticos de la cocina de antaño:

  • Chorizo. Uno de los embutidos más populares, presente en grandes celebraciones y en la cocina del día a día, en un humilde bocadillo o potenciando el sabor de nuestros guisos. El chorizo de la Abuela Felisa tiene un sabor inconfundible fruto de su receta exclusiva y una cuidadosa selección de la materia prima.
  • Panceta. Tocino y magro de cerdo, adobado en salmuera y sometido a una curación natural al humo, sin prisa, para conseguir ese sabor tan característico y una textura ideal. Descubra todas sus posibilidades en guisos, frita o incluso en crudo, como acompañamiento en ensaladas.
  • Costilla adobada. Las costillas adobadas pueden ser protagonistas de un delicioso plato, al horno o a la parrilla, pero a su vez pueden aportar su personalidad a multitud de guisos, típicos de invierno. Las de la abuela Felisa, fieles a su receta original, son deliciosas en cualquiera de sus versiones.

Anterior
Siguiente

 

  • Morcilla de arroz. No podía faltar la famosa morcilla de arroz, una de las grandes especialidades de La Abuela Felisa. Siguiendo la receta que ha ido pasando de padres a hijos, conseguimos hacer llegar la tradición en un embutido delicado y potente a la vez, con una textura perfecta que hará las delicias de todos.
  • Chistorra. Se suele comer asada o frita, acompañando a otros platos, o sencillamente como tapa o aperitivo. El toque de la Abuela Felisa y la carne de cerdo seleccionada le aportan su personalidad a este embutido.

Consultar catálogo

Pedir más info.

 


En Hermanos Masa perpetuamos la tradición al utilizar la receta artesanal de adobo de la Abuela Felisa, una fórmula que no ha cambiado a través de los años… ni falta que hace. Cada una de nuestras variedades es todo un homenaje a los sabores honestos y auténticos de la cocina de antaño:

  • Chorizo. Uno de los embutidos más populares, presente en grandes celebraciones y en la cocina del día a día, en un humilde bocadillo o potenciando el sabor de nuestros guisos. El chorizo de la Abuela Felisa tiene un sabor inconfundible fruto de su receta exclusiva y una cuidadosa selección de la materia prima.
  • Panceta. Tocino y magro de cerdo, adobado en salmuera y sometido a una curación natural al humo, sin prisa, para conseguir ese sabor tan característico y una textura ideal. Descubra todas sus posibilidades en guisos, frita o incluso en crudo, como acompañamiento en ensaladas.
  • Costilla adobada. Las costillas adobadas pueden ser protagonistas de un delicioso plato, al horno o a la parrilla, pero a su vez pueden aportar su personalidad a multitud de guisos, típicos de invierno. Las de la abuela Felisa, fieles a su receta original, son deliciosas en cualquiera de sus versiones.

Anterior
Siguiente
  • Morcilla de arroz. No podía faltar la famosa morcilla de arroz, una de las grandes especialidades de La Abuela Felisa. Siguiendo la receta que ha ido pasando de padres a hijos, conseguimos hacer llegar la tradición en un embutido delicado y potente a la vez, con una textura perfecta que hará las delicias de todos.
  • Chistorra. Se suele comer asada o frita, acompañando a otros platos, o sencillamente como tapa o aperitivo. El toque de la Abuela Felisa y la carne de cerdo seleccionada le aportan su personalidad a este embutido.